jueves, 15 de septiembre de 2011

FIESTA SORPRESA Y HELADO SIN LACTOSA


Para que ocultarlo, esa es la pila de años que me cayeron el día de Santiago.

 Y como siempre me pilla fuera de Madrid nunca había celebrado mi cumpleaños con los amigos de aquí, así que este año prometí macro celebración al regreso de las vacaciones. ¡Que cuarenta añazos no se cumplen todos los días! je je
Pero ¡Sorpresa! la macro fiesta me la habían preparado ellos, pusieron excusas para que se hiciese otro día que no era el que yo proponía y me la liaron en casa. Confabulados con mi marido estuvimos todo el sábado de "compras" y cuando llegamos ahí estaban con una peazo fiesta sorpresa.
Decoraron toda la casa (véase macro mural en el salón) con globos, círculos de colores, una mesa de aperitivos... y la terraza con guirnaldas y farolillos.
Casi todo lo prepararon entre mi hermana e Isabel, aunque todos contribuyeron, se hicieron fotos para un vídeo precioso, y una ultima foto de cumpleaños que guardare como uno de mis bienes mas preciados.
Fue una noche preciosa que pudimos disfrutar en la terraza y que siempre recordare. GRACIAS A TODOS.
Esta vez no pude preparar la tarta, pero había preparado un helado para la celebración que pensaba hacer Yo.

Ya que una de mis invitadas es intolerante a la lactosa, antes del verano le prometí a Silvia que después del verano tendría una "comtesa" apta para ella. Así que pensé que ya que se quedaría sin tarta de cumpleaños estaba bien que también se endulzase la vida.
La idea la saqué de de Rosa de Velocidad cuchara, aunque yo lo hice con la K.A.

Receta

 800 ml de nata para montar sin lactosa
 100 gr de azúcar glass
 100 gr de azucar invertido
 5 claras de huevo
 200 gr de chocolate de cobertura
Lo primero es cortar 4 trozos de papel de horno del mismo tamaño que el molde que vamos a usar. Yo use uno rectangular de silicona de 1 litro aprox.
Fundimos el chocolate de cobertura, en el microondas o al baño maria como mejor nos apañemos, pero ya sabeis con mucho cuidado de que no se queme en el primer caso o que no entre agua el el segundo.
Pintamos los rectangulos de papel con el chocolate para hacer las laminas que van dentro del helado. Las ponemos en una bandeja y las metemos a la nevera tardaran unos 20' por lo menos en estar secas.
Montamos la nata con el azucar glass y las claras con el azucar invertido y mezclamos suavemente con movimientos envolventes.
Si tenemos heladera seguimos a partir de ahí las instrucciones de la heladera, si no metemos en el congelador sacamos  a los 45` y batimos con las barillas. Repetimos un par de veces esta operacion.
Cuando con cualquiera de los dos sistemas este hecha la crema de helado procedemos a forrar el molde con los mismos papeles donde hemos hecho las laminas y vamos alternado capas de helado con lamina de chocolate. Cubrimos con papel de horno y lo metemos en el congelador.  En 24h esta listo para servir.
No creo que sea el mejor helado del mundo pero os aseguro que Silvia fue feliz.
Gracias por leerme

2 comentarios:

  1. Muchas gracias hermana, la verdad es que no hicimos fotos para que todo el mundo hubiera podido ver las magadalenas saladas de queso de cabra y tomatitos cherry o cabrales. Ni los langostinos rebozados de coco...ni los pimentos verdes de Isabel rellenos de tortilla...!una pena!. Pero...fue una gran fiesta preparada con mucha ilusión, las flores, la decoración, la canción sorpresa, el video, la cena en la terraza del ático, esa preciosa noche de verano, la "mejor tarta de chocolate del mundo" las velas de vengala, y los deseos que se fueron escritos y lanzados al cielo en un globo de helio...Me alegro que te gustara casi todo (que la canción no te encantó)..jja.

    Bonitas fotos. Bss

    ResponderEliminar
  2. No sé si será o no el mejor helado del mundo... pero no solo Silvia fue feliz. Yo también. Estaba delicioso.

    Ana.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, sin el no tendría sentido este blog.